LAS 4 GRANDES RAZONES PARA CREAR CAMPAÑAS COMBINADAS DE ADWORDS Y FACEBOOK ADS

Probablemente al plantearte la inversión en una campaña publicitaria online has dudado mil veces si promocionar tu negocio en AdWords o en Facebook. Nuestra respuesta es sencilla: en las dos ¿Por qué elegir una u otra si podemos aprovechar el potencial de las dos redes de publicidad digital más potentes del mundo y combinarlas para conseguir resultados exponenciales?  

Es cierto que el sector de la empresa en cuestión, la popularidad del producto o servicio, el perfil del cliente tipo y el presupuesto disponible son factores que van a condicionar la posibilidad de realizar una campaña combinada entre AdWords y Facebook. Pero esta estrategia conjunta será viable en el 90% de los casos ya que, del mismo modo que todo el mundo busca lo que necesita en Google antes que en ningún otro sitio, también Facebook ha conseguido que todos tengamos un perfil más o menos activo superando las fronteras de edad, intereses o ubicación geográfica que existían en los albores de la red social.

Existen numerosas razones para apostar por la realización de campañas cruzadas entre AdWords y Facebook. Hoy te vamos a mostrar los 4 grandes motivos por los que debes convencerte de ello.

1.      Lo que no está en Google no existe… y lo que no está en Facebook, tampoco.

En Google se realizan 63.000 búsquedas por segundo a nivel mundial y es el buscador de cabecera del 98% de los españoles. Facebook cuenta con 23 millones de usuarios en nuestro país donde pasamos navegando por sus redes casi cinco horas semanales de media. Las cifras hablan por sí solas. Las dos plataformas que dominan el panorama de la publicidad digital están presentes en nuestra vida diaria de una forma casi irreverente. Y ello significa que, si queremos ser reconocibles y accesibles, debemos estar presentes en ambas.

¿Cuántas veces hemos escuchado eso de “si no está en Google, no existe”? Teclear el nombre de un negocio en el buscador y que no aparezca una página web, un anuncio de AdWords, una ficha de Google My Business o, al menos, una localización de Google Maps sobre él, resulta hoy en día inimaginable. Facebook ha ganado cotas de popularidad a pasos agigantados pisándole los talones a Google y ahora también nos dirigimos a la red social para informarnos sobre las empresas, aprovechando el feedback que los usuarios tienen la oportunidad de dar en reseñas y comentarios y ¡ay del que no esté presente en ese momento! Lo ideal es sacar partido a esa tendencia e impactar a los usuarios antes, incluso, de que tengan la necesidad de saber de ti.

2.      Tener presencia multired ¡A por todas!

Las redes publicitarias de Facebook y AdWords son tan diferentes que nos permiten captar al usuario de forma totalmente distinta y en diferentes etapas del proceso de compra.

La red de búsqueda de Google AdWords hace posible que mostremos nuestro anuncio justo cuando alguien busca activamente un producto/servicio como el nuestro y tiene un interés declarado en ello, mientras que Facebook nos permite encontrar a un usuario prototipo y crear en él una necesidad de compra basándonos en sus patrones de comportamiento y una segmentación sociodemográfica. La pregunta es, ¿quieres una porción de la tarta o la tarta entera?

Si eliges la segunda opción, opta por una estrategia combinada en la que captes tráfico cualificado en ambas modalidades, impacta a tu público objetivo por todas las vías posibles y, sobre todo, ¡mide, mide y mide! Saca provecho a toda la información que cada red, a su modo, te ofrece.

.

3.       Remarketing combinado. El as en la manga de la estrategia cruzada.

Esta es, posiblemente, la mayor utilidad de crear campañas cruzadas entre AdWords y Facebook. Un secreto a voces que muchos aún no conocen.

El remarketing consiste en mostrar anuncios solamente a aquellos que ya han visitado nuestra web. Con ello nos aseguramos de impactar a usuarios que han demostrado un interés manifiesto en la oferta de nuestro negocio e insistimos en que regresen a nuestra web pasado un periodo de consideración de compra o de recurrencia, lo que generará un mayor porcentaje de éxito que con usuarios nuevos. Existen diferentes formas de hacer remarketing: de toda la web en general, por página vista, por categoría de producto, por tiempo transcurrido dentro de la web, dinámico, etc.

Con una estrategia cruzada podremos captar mediante AdWords a usuarios que tienen una necesidad y buscan activamente productos/servicios similares a los que ofrecemos. Posteriormente, y mientras se encuentran en el proceso de decisión de compra, volveremos a impactarlos a través de Facebook durante su momento de ocio, cuando más receptivos se encuentran y más propensos están a navegar por Internet. Los anuncios de remarketing les recordarán que contacten o compren cuando disponen de tiempo para hacerlo. Estos anuncios serán muy diferentes a los de AdWords, muchos más visuales y concretos, con un mensaje muy dirigido y de apariencia tan orgánica que casi no notarán que están viendo publicidad.

En definitiva, estaremos creando un embudo de conversión multiplataforma aprovechando las ventajas que AdWords y Facebook ofrecen por separado.

4.      Aprovecha el Big Data de AdWords para segmentar en Facebook.

Y por último, otra de las ventajas que conseguimos con campañas combinadas es la posibilidad de utilizar el Big Data de Google para segmentar en Facebook y ampliar nuestro alcance.

Es decir, empezaremos creando publicidad en AdWords para captar tráfico cualificado de usuarios que tienen interés expreso en nuestro negocio. Mientras la campaña se mantenga activa, estaremos recabando datos genéricos de los usuarios en Analytics que nos ayudarán a conocer mejor con qué características se corresponden aquellos que han convertido, obteniendo así un perfil prototípico de nuestro cliente que en ocasiones puede llegar a sorprendernos. Con esta valiosa información, podremos segmentar en Facebook Ads para atraer a clientes en potencia creando una audiencia muy similar que aún no nos está buscando pero que está predispuesta, por sus características, a consumir nuestro producto o servicio.

Y muchos os preguntaréis, ¿por qué llevarme esa información a Facebook y no hacerlo directamente en la red de Display de AdWords? La respuesta ya la hemos dado en el punto anterior: los anuncios de Facebook son más orgánicos, menos invasivos y se muestran durante un momento de asueto del usuario. Ahí radica su fuerza.

Y ahora que ya conoces las mejores razones para crear estrategias cruzadas, ¿a qué esperas para lanzarte a ello? Aprovecha todas las oportunidades que las herramientas de marketing online ofrecen para hacer crecer tu negocio. En alGenio estamos dispuestos a ayudarte en todo lo que necesites para que tu estrategia publicitaria sea un éxito y vendas más que nunca.

¿Quieres recibir una propuesta gratuita?
Por |2018-05-02T08:28:41+00:00abril 30th, 2018|Adwords y Facebook Ads|

Deje su comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.